Productos / Sistemas de Pesaje

Sistemas de Pesaje

El control absoluto de los factores que intervienen en los procesos de la alimentación es cada día más importante y nos lleva de lleno a la alimentación de precisión. Entre estos factores hay dos muy significativos que pueden ser controlados mediante el pesaje; el consumo de pienso y el peso de los animales. La alimentación de precisión implica reducir el desperdicio de alimento y nutrientes alimentando solo la cantidad precisa necesaria para alcanzar una producción óptima. Ya se está utilizando ampliamente en la industria láctea, y se le dio una gran consideración durante y después de la sequía de 2012 que causó problemas de alimentación a tantos productores. Sin embargo, también tiene aplicaciones en una amplia gama de especies de ganado y aves de corral. El proceso utiliza una gestión de datos de calidad y una gestión de recetas para garantizar que cada animal obtenga exactamente lo que necesita sin desperdiciar recursos valiosos que podrían utilizarse en otros lugares.

Cuando se utilizan sistemas enfocados a la alimentación de precisión, la cantidad de metano, un gas de efecto invernadero relacionado con el cambio climático, y nitrógeno, cuyas filtraciones pueden causar la proliferación de algas en las vías fluviales o contaminación de aguas subterráneas se reducen drásticamente. La reducción de la pérdida de estos dos compuestos ayuda a reducir directamente el impacto de las operaciones agrícolas en el medio ambiente. En lugar de sobrealimentar ligeramente a los animales para asegurar un buen crecimiento o producción, ya sea en términos de cantidad o calidad de alimento, puede concentrarse en proporcionar a su ganado exactamente lo que necesita. Esto ayuda a reducir la demanda de piensos y desechos alimenticios, lo que a su vez permite que esos activos se utilicen para satisfacer otras necesidades, como la producción de biocombustibles o la alimentación humana.

En Tigsa desde hace años disponemos de diferentes sistemas de pesaje y control de las raciones mediante células de carga electrónicas o romanas mecánicas. Podemos colocar los sistemas electrónicos bajo las patas de los silos y saber exactamente que cantidad de pienso hay en su interior. Podemos controlar cuantas toneladas ha descargado un camión en el silo o prever cuando será la próxima vez que necesitaremos rellenar. De la misma manera podemos controlar que cantidad diaria de pienso entra en la nave o simplemente programar raciones definidas.

Por otro lado, disponemos de pesaje electrónico de animales en vivo dentro de las naves que permiten comprobar día a día la evolución del engorde, analizar la evolución del crecimiento, estadísticas, desviaciones, etc.

  • No products in the cart.